Último momento, Yucatán

Poder Ejecutivo presenta un presupuesto priorizando la salud, la seguridad y la reactivación económica de los yucatecos

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmailby feather

El Poder Ejecutivo entregó esta noche al Congreso del Estado la propuesta de egresos e ingresos para 2021, que tiene como prioridad proteger la salud de los yucatecos, garantizar el clima de seguridad, privilegiar la recuperación económica y la generación de empleos.

En cumplimiento de lo dispuesto en la Ley, la titular de las Secretaría de Administración y Finanzas (SAF), Olga Rosas Moya y el consejero Jurídico del Estado, Mauricio Tappan Silveira, acudieron a la sede del Poder Legislativo para entregar esta propuesta, que es de 38,067 millones de pesos, sin considerar venta de bienes y servicios, y no contempla nuevos impuestos. La propuesta de presupuesto la recibió el secretario general del Congreso local, Martín Chuc Pereira.

El proyecto de egresos e ingresos para 2021 es uno de los más ajustados de las últimas décadas, y busca hacer frente a los retos ocasionados por los recortes de la Federación. El próximo año, Yucatán recibirá 1,848 millones de pesos menos que este 2020, sin contar los fondos de nómina. Aun así, para 2021 el Gobierno del Estado no contempla nuevos impuestos, “en solidaridad a la delicada situación que atraviesan las familias yucatecas. Solo habrá actualizaciones y ajustes de derechos, en su mayoría por nuevos servicios que se prestarán”, externó Rosas Moya.

“Trabajamos con responsabilidad, siempre teniendo en cuenta la salud, la seguridad y la economía de las familias yucatecas. Entregamos esta propuesta de egresos e ingresos para 2021 al Poder Legislativo para su análisis, tal como lo dictan las leyes”, aseveró la titular de la SAF.

Se recordó que la reducción de recursos federales en el periodo 2018-2021 asciende a 5,810 millones de pesos, en términos reales. La entidad que ha cargado con la mayor parte de esta disminución es el Poder Ejecutivo del Estado de Yucatán: se le ha reducido 5,758 millones de pesos a su presupuesto en ese lapso. Esta reducción en específico representa el 99% del recorte de recursos federales a Yucatán. “Solo el 1% ha sido aplicado a los demás Poderes, organismos autónomos y municipios”, puntualizó Rosas Moya.

Sin embargo, apuntó la secretaria de Administración y Finanzas, los recortes federales a los que más ha afectado son a las familias yucatecas, por lo que hemos elaborado una propuesta de presupuesto enfocado en reducir este impacto negativo.

“Vivimos un año muy complicado en Yucatán, pues a la ya muy difícil situación ocasionada por los recortes que están sufriendo todos los estados por parte de la Federación hay que añadirle la pandemia del Coronavirus y los cinco fenómenos naturales que generaron afectaciones al estado”, añadió Rosas Moya.

La titular de la SAF recordó que la propuesta de egresos e ingresos para 2021 del Gobierno del Estado fue aprobada por unanimidad el pasado viernes 20 por el Consejo Consultivo del Presupuesto y Ejercicio del Gasto, integrado en su mayoría por representantes de la sociedad civil, cámaras empresariales y áreas productivas del estado, así como la academia y los colegios de profesionales y expertos en administración y finanzas.

“Siguiendo la instrucción del gobernador Mauricio Vila Dosal, junto a los ciudadanos representados en el Consejo Consultivo del Presupuesto y Ejercicio del Gasto hemos elaborado un presupuesto que pone en primer lugar a los yucatecos y a la reactivación económica de nuestro estado”, aseguró Rosas Moya.

Los esfuerzos realizados por esta administración son para hacer más eficiente el gasto público, “cómo hacer más con menos. Una de esas medidas fue la de recortar el gasto general de todas las dependencias. La excepción son las dependencias relacionadas con los sectores clave y atención a población vulnerable, manifestó la titular de la SAF.

En este contexto de ajustes, el Instituto para la Construcción y Conservación de Obra pública en Yucatán recibirá 87% menos (326 millones 495 mil 598 pesos menos); la Secretaría Fomento Turístico, -53% (-67 millones 650 mil 912 pesos); el Instituto de Infraestructura Carretera de Yucatán, -48% (-177 millones 262 mil 369 pesos); las Juntas de Asistencia Privada del Estado de Yucatán, -39% (-2 millones 224 mil 693 pesos) y de Agua Potable y Alcantarillado de Yucatán, -38% (-43 millones 071 mil 690 pesos); Casa de las Artesanías del Estado de Yucatán, -37% (-2 millones 839 mil 305 pesos); Secretaría de Desarrollo Rural, -33% (-95 millones 449 mil 388 pesos); Instituto para la Inclusión de las Personas con Discapacidad del Estado de Yucatán, -32% (-2 millones 299 mil 019 pesos), y la Secretaría de Fomento Económico y Trabajo, -29% (-130 millones 532 mil 589 pesos).

También se ajustan los presupuestos de la Secretaría Técnica de Planeación y Evaluación un -27% (-7 millones 007 mil 188 pesos); del Instituto Yucateco de Emprendedores, -26% (-8 millones 934 mil 754 pesos); Instituto de Vivienda del Estado de Yucatán, -26% (-73 millones 125 mil 928 pesos); Instituto de Becas y Crédito Educativo del Estado de Yucatán, -25% (-17 millones 107 mil 528 pesos); Secretaria de Investigación, Innovación y Educación Superior, -24% (-42 millones 292 mil 748 pesos), y de la Secretaría de la Cultura y las Artes, -20% (-89 millones 401 mil 491 pesos).

La Secretaría de Seguridad Pública recibirá 14.34% menos (-462,283,448 pesos), la Secretaría General de Gobierno, -11% menos (-52,322,383 pesos) y el Despacho del Gobernador, -5.71% (-1,689,751 pesos).

“Para poder proteger la salud de los yucatecos, garantizar la seguridad, la recuperación económica y la generación de empleos debemos hacer un ejercicio de responsabilidad social en el que en esta situación de emergencia todas y todos en el gobierno nos debemos apretar el cinturón”, invitó la secretaria Rosas Moya.

Los ajustes incluidos en la propuesta de egresos e ingresos para 2021 son un nuevo esfuerzo realizado por el Gobierno del Estado, que se une a otros ya realizados y puestos en marcha, como la desaparición y fusión de dependencias, que pasaron de 77 a 65; el adelgazamiento de la nómina y la eliminación de lujos: se devolvieron 791 vehículos y se cancelaron 593 líneas de celulares.

La secretaria Rosas Moya hizo énfasis en que, con la política de austeridad y eficiencia del gasto, “se ha logrado reducir como nunca antes el gasto administrativo, pues recibimos el Gobierno del Estado con gastos administrativos de alrededor del 20% y con las medidas aplicadas para el próximo año llegará a 14%”. Asimismo, añadió, “con las medidas de austeridad y disciplina del gasto, incluidas las de este proyecto de presupuesto para 2021, se están ahorrando, de manera anual, 2,291 millones de pesos”.

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmailby feather

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+ 51 = 59